viernes, 2 de junio de 2017

Ácido Hialurónico By Biri Murias

En el Centro de Médicina Estética Avanzada Biri Murias contamos con gran variedad de tratamientos que combinan innovación y técnicas muy depuradas para lograr los rostros más bellos y perfeccionados. Además trabajamos con ácido hialurónico, un tratamiento que hace frente a los signos de la edad pero que plantea una serie de dudas comunes en nuestros pacientes.
Antes de nada comenzaremos explicando en que consiste el Ácido Hialurónico y  como afecta a nuestra piel.
El Ácido Hialurónico (AH) es un componente natural de la piel con alta capacidad de hidratación. Puede retener hasta 1000 veces su peso en agua manteniendo el volumen y la suavidad de la piel. Con el paso del tiempo, la cantidad de ácido hialurónico presente en el cuerpo disminuye y, entre los 40 y los 50 años, nuestro cuerpo ya ha perdido el 50% de su contenido en ácido hialurónico*.
Por este motivo, con la edad, las mejillas y los pómulos empiezan a marcarse. Algunas arrugas, hasta el momento inexistentes, empiezan a hacerse visibles. El óvalo y el contorno de la cara cambian y la armonía global del rostro disminuye. Además la piel se vuelve seca y frágil y las arrugas empiezan a aparecer. El objetivo de los tratamientos de ácido hialurónico es restaurar el nivel de AH en la piel al tiempo que se rellenan las arrugas más profundas para mantener un aspecto joven y saludable.

¿Qué resultados pueden esperarse tras el tratamiento de ácido hialurónico?

- Aumento de la luminosidad de la piel +60%
- Mejora de la elasticidad +56%
- Textura cutánea perfeccionada +59%
- Aumento de los niveles de hidratación +61%

¿Cómo y dónde debe emplearse este tratamiento?
En el Centro de Medicina Estética Biri Murias siembre valoramos cada caso de forma única y personalizada tras un diagnóstico, sin embargo, se pueden establecer una serie de pautas generales  sobre en que momentos puede ser requerido un tratamiento con Ácido Hialurónico:
- De forma regular como tratamiento principal para evitar el envejecimiento cutáneo.
- En alternancia a otros tratamientos o como complemento de estos.
- En momentos puntuales, para rehidratar y revitalizar la piel.
Se debe tener en cuenta que para unos resultados optimos, deben seguirse los siguientes protocolos de aplicación:
- Tratamiento óptimo: 3 sesiones con un intervalo de 3 semanas entre ellas, para unos resultados inmediatos y acumulativos.
- Tratamiento de mantenimiento: En función de la necesidad aunque lo habitual son 3 sesiones al año.
Visita nuestro Centro Médico Biri Murias para un análisis de tu piel en profundidad y un diagnóstico a medida, ¡llámanos!

No hay comentarios:

Publicar un comentario